El ministro de Salud de Neuquén, Martín Regueiro, confirmó la tendencia. Sostuvo que es tan grande la presión sobre la oferta pública que pareciera no tener fin.

No se frenó la sangría de usuarios de las prepagas hacia el sistema público de salud de la provincia. El movimiento comenzó a principios de año y se profundizó. Los excluidos de la medicina privadas le suman presión a un sistema público que camina por la cornisa hace tiempo, aunque algo más erguido que en diciembre, en el pico de la crisis sanitaria que derivó en la sanción de la Emergencia.

«Aumentó y es significativo», concluyó el ministro de Salud de Neuquén, Martín Regueiro, sobre el traslado de la demanda de los caídos de la medicina prepaga a los efectores públicos. Los servicios públicos de salud de la provincia asumieron el costo de la exclusión de la política sanitaria nacional.

En los primeros cuatro meses de 2024 las coberturas de la medicina prepaga habrá más que duplicado sus costos respecto a diciembre del 2023. Con aumentos del 40% en enero, 27% en febrero, 20% en marzo y entre 16% y 19% previsto para abril. Los clientes de las empresas de medicina que no vieron en sus ingresos incrementos ni parecidos en magnitud a las subas se fueron pasando a la salud pública.

El origen de la exclusión

La decisión política de la administración de Javier Milei respecto a la salud es que la medicina prepaga pueda cobrar lo que considere y sus clientes elijan si pagan o no. Y a los que elijan el sistema público los tiene que atender cada provincia sin aportes nacionales.

Los funcionarios del Gobierno están molestos por la caída del DNU en el Senado.

Los funcionarios del Gobierno están molestos por la caída del DNU en el Senado.

El incremento que pagarán los clientes de la prepagas en abril responde a un impuesto creado por Milei en el polémico DNU 70, que tiene vigencia tras el rechazo en el Senado, mientras no lo trate la Cámara Baja, en la que está dilatado el debate. Todo el oficialismo está encolumnado fuerte para salvar la supervivencia del DNU, al igual que los empresarios de los sectores que se consideran beneficiados por sus alcances, como es el caso de la medicina prepaga.

«Cada vez tenemos más demanda por ese tema, le tenemos que hacer frente, no digo que no debamos afrontarla, pero de a poco. En salud parece que la oferta nunca fuese suficiente, más oferta es igual a más demanda», declaró el médico que conduce la cartera sanitaria del gobierno de Figueroa, que protagonizó un raid de entrevistas para difundir una app que agiliza los turnos a los pacientes del sistema público.

Regueiro explicó que en la posición que ocupa, al frente de la ejecución de las decisiones políticas en pos de responder a las demandas sobre el sistema sanitario, lo que le corresponde es afrontar la realidad, pensar la gestión en función de ella y desde allí cumplir con el objetivo que se puso al asumir, el 10 de diciembre: «Que la gente que va a los efectores públicos deje de estar esperando un turno desde la noche anterior», sostuvo el titular de la cartera en RTN.

El funcionario consideró que hay centros de salud en los que la entrega de turnos ya funcionaba «muy bien» sin la app y con la presión extra de los excluidos por las prepagas, que decidieron incrementos en sus cuotas impagables para los ingresos de una porción de quienes integraban sus padrones. «En esos casos, vamos a potenciar esa eficiencia», advirtió Regueiro.

La ampliación del universo de los pacientes bajo la cobertura de la salud pública se produjo en pleno proceso de reestablecimiento de las prestaciones de los hospitales y centros de salud, luego de un fuerte desmejoramiento durante gran parte del año pasado.

La administración provincial de Rolando Figueroa asumió en diciembre con el sistema sanitario en crisis profunda. Faltaban insumos de todo tipo, entre ellos, medicamentos para los pacientes en general y en particular para los internados en los hospitales. La Legislatura declaró la Emergencia y el ministerio de Salud apuró las licitaciones con la simplificación de los trámites que permite el estatus dado por los diputados a la situación del sistema de salud pública.

La Emergencia fue una prioridad en la agenda legislativa del gobernador. El ministro Regueiro la última vez que actualizó la información del «proceso de normalización de los insumos» sanitarios en la Legislatura aseguró que ya se reestableció la relación con los proveedores. Los hospitales y centros de salud no recuperaron el ciento por ciento de sus reservas de insumos tradicionales, pero el flujo se normalizó, según la información oficial.